Buscar

Tindereando a los 40

Sobre los avatares de las relaciones después de los 40 años. "Nunca es tarde para renacer, si se intenta". Buda

Etiqueta

Tinder

Google Tindereano: la vanguardia

Tengo una excelente noticia para compartir, resulta que Google se ha dado cuenta de los entuertos que se producen en el chat porque la gente se hace pasar por algo que no es en las citas online. Todo surgió por... Seguir leyendo →

El deseo invencible

Quisiera tener la poción del deseo invencible para entregárselo a cada mujer y a cada hombre que después de los 40 ha perdido la fe en volver a encontrar el amor, algo así como un activador emocional. Un rayo de... Seguir leyendo →

Maldito hechizo de risa masculina

Estuve aprendiendo de las relaciones después de los 40, podría decirse que hice un curso acelerado y  bueno, acá estoy después que me dejaron como estampida de vacas, de un día para el otro sin hablar y con un chat... Seguir leyendo →

El déjà vu de los 30, el regreso!

Tindereando no he podido quitarme la sensación de haber pasado por esta etapa en la vida, un déjà vu de los 30 años, donde para los hombres sueltos y solteros, un día eras menos que su amiga y al siguiente te presentaban hasta su abuela.

El periplo de la segunda cita

Es que una noche genial sin segunda cita, me suena a que los hombres juegan al ring raje, como cuando éramos chicos: le tocábamos el timbre varias veces a una vecina y salíamos corriendo a escondernos para reirnos de las maldiciones que echaba.

El día después del sexo Tindereano

En estos días he estado tratando de recordar cómo iniciaron las relaciones importantes de mi vida, por más que lo intente no lo logro con claridad. Cuánto tiempo pasó entre la primera y la segunda cita? O entre la segunda y la tercera? Cada cuánto nos veíamos? Hago un esfuerzo y pienso en primer amor, nada, no lo recuerdo; entonces pienso en ese novio que tuve por varios meses y nada, pienso en el amor con el que tuve hijos y nada. Por más que navego en mis pensamiento no logro recordar días o lapsos de tiempo, solo sensaciones que tuve al esperar volver a ver ese hombre que me interesaba.

La inteligente fragilidad femenina

Cuando un hombre se encuentra con una mujer como yo, con una vida satisfactoria, independiente y autosuficiente en lo material, tiende a pensar que nunca se siente frágil y le susurro a la platea masculina que no es así.

Tinder, el Instagram de texto

El chat es como un gran Instagram pero de texto, ponen un filtro y algunos pueden ser por un rato lo que desearían ser en lugar de lo que son mientras otros se animan a decir mucho más de lo que dirían en persona.

Casting Tindereano

Siempre pensé que llegaría a la mitad de mi vida entendiendo a los hombres y les juro que lo intento, pienso, razono, reflexiono pero no hay caso, tengo 48 años y ahora entiendo menos a los hombre que a los 30.

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: